Connect with us

Economía

Tras comenzar a la baja por los datos de la inflación, Wall Street tuvo el mayor rebote en años y cerró con fuertes ganancias

Published

on

Los analistas sólo pudieron especular sobre lo que hizo cambiar a los mercados, que iniciaron la jornada en rojo y terminaron

Corredores de bolsa trabajan en la Bolsa de Nueva York (EE.UU.)
Corredores de bolsa trabajan en la Bolsa de Nueva York (EE.UU.)

La Bolsa de Valores de Nueva York abrió fuertemente a la baja el jueves (el S&P 500 llegó a su nivel más bajo en dos años), golpeada por un indicador de inflación en Estados Unidos más alto de lo esperado, que generó temores de un endurecimiento monetario aún más marcado por parte del banco central estadounidense (Fed).

Sin embargo, poco después del mediodía local empezaron a subir, terminaron con fuertes ganancias y confirmaron la recuperación en una misma jornada más importante en varios años.

El S&P 500 subió un 2,6%, lo que supuso un sorprendente cambio de tendencia tras haber bajado hasta un 2,4 por ciento. El índice tecnológico Nasdaq ganó 2,23% y el Dow Jones subió 2,83 por ciento.

Además de las acciones, los precios de los bonos y las criptomonedas también cayeron inicialmente después de que el gobierno estadounidense publicara su informe que muestra que la inflación se está extendiendo más ampliamente en la economía. Uno de los componentes que siguen de cerca los responsables políticos y los inversores se aceleró hasta su nivel más alto en 40 años.

Advertisement

Esto obligó a los inversores a prepararse para las continuas y grandes subidas de los tipos de interés por parte de la Reserva Federal para controlar la inflación, y la posible recesión que estas medidas podrían generar. El Promedio Industrial Dow Jones cayó hasta 549 puntos poco después de la publicación del informe, y el Nasdaq llegó a perder un 3,2 por ciento.

Trabajadores en la Bolsa de Valores (REUTERS/Brendan McDermid)Trabajadores en la Bolsa de Valores (REUTERS/Brendan McDermid)

Si embargo, todo cambió después del mediodía y los analistas sólo pudieron especular sobre lo que hizo cambiar a los mercados.

“Esperemos que se deba a que la gente ha profundizado en los detalles del informe sobre la inflación y se ha dado cuenta de algunos indicios de que podríamos tener un alivio de la inflación a finales de año”, dijo Brian Jacobsen, estratega de inversiones senior de Allspring Global Investments.

“Los mercados se han bajado de la cornisa, por así decirlo, y están un poco más esperanzados”, dijo Kristina Hooper, estratega jefe de mercados globales de Invesco.

Liz Young, estratega jefe de inversiones de SoFi, señaló que la caída del dólar en relación con otras divisas, como la libra esterlina, podría ser un viento de cola para las acciones, pero no lo suficiente como para provocar un giro tan brusco en el mercado.

Advertisement

“Me parece absurdo que el mercado suba con tanta fuerza”, dijo.

La mayoría de los inversores ya esperaban que la Reserva Federal subiera su tipo de interés clave a un día en tres cuartos de punto porcentual el mes que viene, lo que supondría su cuarta subida consecutiva que triplica la magnitud habitual.

Sin embargo, los decepcionantes datos del jueves hicieron que muchos inversores esperaran una quinta subida en diciembre, desvaneciendo las esperanzas de que la Reserva Federal pudiera empezar a reducir el tipo de interés pronto. Aumentaron las apuestas de que la Fed situaría su tipo de interés a un día por encima del 5% a principios del próximo año. Comenzó este año prácticamente en cero.

Los tipos más altos encarecen la compra de una casa, un coche o cualquier otra cosa que se compre a crédito, y la esperanza es que eso ralentice la economía y el mercado laboral lo suficiente como para reducir la inflación. Pero los tipos más altos tardan mucho tiempo en surtir efecto, y la Reserva Federal se arriesga a provocar una recesión si acaba yendo demasiado lejos.

Sin embargo, a medida que avanzaba el día y los inversores tenían más tiempo para analizar los detalles del informe sobre la inflación, los analistas dijeron que quizás veían algunos destellos de esperanza. Aunque la llamada inflación “subyacente” se aceleró el mes pasado, la inflación general, incluidos los precios de los alimentos y la energía, se desaceleró un poco.

Advertisement

“Si al menos se empieza a ver que el IPC general se enfría, hay esperanza de que el IPC subyacente le siga”, dijo Hooper. “Definitivamente, se está dando ese proceso de pensamiento”.

Los rendimientos del Tesoro retrocedieron un poco desde sus saltos iniciales, a primera hora de la mañana, disminuyendo un poco la presión sobre las acciones.

El rendimiento del Tesoro a 10 años, que ayuda a fijar los tipos de interés de las hipotecas y muchos otros préstamos, subió al 3,93% desde el 3,90% del miércoles. A primera hora del día, superó el 4%.

Personas hacen compras en un supermercado mientras la inflación afecta a los precios al consumidor en Estados UnidosPersonas hacen compras en un supermercado mientras la inflación afecta a los precios al consumidor en Estados Unidos

El rendimiento a dos años, que se mueve más en función de las expectativas de la acción de la Fed, subió al 4,43% desde el 4,29%. A primera hora de la mañana superó el 4,50%.

Los rendimientos más altos aumentan la presión sobre la economía, no sólo porque encarecen los préstamos y frenan el crecimiento. También arrastran los precios de las acciones, las criptomonedas y casi todas las demás inversiones, porque significan que los bonos están pagando más en intereses, lo que aleja algunos dólares de otras inversiones.

Advertisement

Las inversiones consideradas más arriesgadas, más caras o que obligan a los inversores a esperar más tiempo para obtener un gran crecimiento han sido las más afectadas por la subida de tipos de este año.

El informe sobre la inflación llegó a Wall Street justo cuando las empresas se preparan para informar sobre los beneficios obtenidos durante el verano.

Si pudieran informar de un gran crecimiento, eso daría un gran apoyo a los precios de las acciones, incluso cuando la preocupación por el aumento de los tipos de interés hace tambalearse a los mercados. Pero los analistas han estado destacando las presiones creadas por la alta inflación, los altos tipos de interés y el valor en alza del dólar estadounidense frente a otras divisas, que diluye el valor en dólares de las ventas realizadas en el extranjero.

“La temporada de beneficios podría no ser mala”, dijo Yung-Yu Ma, estratega jefe de inversiones de BMO Wealth Management, “pero ser lo suficientemente fuerte como para revertir esta marea será un camino difícil”.

(Con información de AP)

Advertisement
Continue Reading
Advertisement