Connect with us

Economía

Reuters: EE.UU. podría convertirse en un exportador neto de crudo en 2023

Published

on

Los suministros al mercado exterior alcanzaron un récord de 3,4 millones de barriles diarios este año.

Reuters: EE.UU. podría convertirse en un exportador neto de crudo en 2023
Mickey Strider / Loop Images / Universal Images / Gettyimages.ru

Estados Unidos podría convertirse en un exportador neto de crudo ya el próximo año, al aumentar su producción y reducir sus importaciones de petróleo, informa Reuters.

El país, cuyas exportaciones de crudo nunca han excedido las importaciones desde la Segunda Guerra Mundial, ahora vende un récord de 3,4 millones de barriles de petróleo al día además de exportar unos 3 millones de barriles diarios de productos refinados.

Al mismo tiempo, el consumo estadounidense ronda los 20 millones de barriles por día, el mayor nivel del mundo, mientras que su producción diaria nunca ha superado los 13 millones de barriles.

La reserva estratégica de petróleo de EE.UU. cae a su mínimo desde 1984

Sin embargo, estadísticas gubernamentales del mes pasado mostraron una caída de hasta 1,1 millones de barriles en las importaciones netas diarias, el nivel más bajo desde que comenzaron los registros en 2001 y una gran diferencia con las importaciones netas de 7 millones de barriles hace cinco años.

Entre los factores que afectan las cifras se distingue la caída de los suministros de crudo y gas natural rusos tras el inicio del conflicto entre Rusia y Ucrania en febrero pasado y la liberación masiva de las reservas de emergencia estadounidenses de petróleo para combatir el salto de los precios de gasolina.

Las refinerías europeas han incrementado las compras a Estados Unidos para compensar el déficit del crudo ruso, y Asia ha aumentado sus importaciones a 1,75 millones diarios aprovechando los descuentos del crudo estadounidense en comparación con las referencias globales, según datos de la empresa analítica Kpler.

Advertisement

Se pronostica que la demanda interna de crudo crecerá el 0,7 % hasta 20,51 millones de barriles diarios el próximo año, lo que supone que EE.UU. deberá impulsar la producción.

Lo que podría impedir que EE.UU. se convierta en un exportador neto es que cierta cantidad de países entren en una recesión económica, disminuyendo la demanda, o en caso de que nuevos alivios de las sanciones contra Venezuela impulsen los suministros de crudo desde el país latinoamericano.

Continue Reading
Advertisement