Connect with us

Política

Liz Truss habló en el Parlamento británico: “La Reina Isabel II fue una de las mayores líderes que el mundo haya conocido”

Published

on

La primera ministra del Reino Unido rindió homenaje a la monarca en el inicio de una sesión especial que se extenderá hasta las 10 de la noche de Londres

Liz Truss (REUTERS/Peter Nicholls)Liz Truss (REUTERS/Peter Nicholls)

La primera ministra del Reino Unido, Liz Truss, rindió homenaje a la Reina Isabel II este viernes en el Parlamento, y la describió como “una de las líderes más grandes que el mundo haya conocido” y “la mayor diplomática” del Reino Unido.

Sus palabras de sabiduría nos han dado fuerza en los momentos más duros”, subrayó la nueva jefa de gobierno, nombrada por Isabel II el martes, totalmente vestida de negro, antes de reunirse por primera vez con el nuevo Rey Carlos III en Londres.

En una sesión especial que se extenderá hasta las 10 de la noche, la flamante mandataria recordó a la monarca fallecida este jueves y destacó sus virtudes luego de que todos los parlamentarios guardaran un minuto de silencio.

Habrá otra sesión el sábado cuando los políticos de alto rango presten juramento de lealtad al rey a partir de las 14:00 local y las condolencias continuarán nuevamente hasta las 22:00.

Advertisement

Hemos sido testigos de la más sincera efusión de dolor”, recalcó Truss; quien indicó que “se han reunido multitudes, se han bajado banderas a media asta, se han enviado tributos desde todos los continentes del mundo. Con la muerte de su padre, el rey Jorge VI, Winston Churchill dijo que la noticia había calmado el alboroto y el tráfico de la vida del siglo XX en muchos países. Ahora, 70 años después, en el tumulto del siglo XXI, la vida se ha detenido nuevamente. Su difunta majestad la Reina Isabel II fue uno de los líderes más grandes que el mundo haya conocido”, resaltó.

Flores en el castillo de Windsor (REUTERS/Peter Cziborra)Flores en el castillo de Windsor (REUTERS/Peter Cziborra)

Respeto al flamante Rey Carlos III, la primera ministra expresó: “Todos nosotros en esta Cámara lo apoyaremos mientras lleva a nuestro país hacia una nueva era de esperanza y progreso. La Corona perdura, nuestra nación perdura y‚ en ese espíritu, digo: ‘Dios salve al rey’”.

Por su parte, el presidente de la Cámara de los Comunes, Sir Lindsay Hoyle, dijo de Isabel II: “Durante su reinado, ha visto un cambio social, cultural y tecnológico sin precedentes. A través de todo, ella ha sido la más concienzuda y obediente de los monarcas. Pero si bien comprendió la naturaleza ineludible del deber, que a veces debe haber pesado sobre ella, también se deleitaba en cumplirlo, porque era la monarca más devota”.

La Reina Isabel II, jefa de Estado del Reino Unido y 14 países de la Commonwealth, falleció este jueves a los 96 años en su castillo escocés de Balmoral, tras siete décadas de reinado en las que capeó numerosas crisis de una monarquía que ahora abre un nuevo capítulo.

Era “una soberana querida y una madre amada”, su muerte es “un momento de gran tristeza para mí y para todos los miembros de mi familia”, dijo su hijo mayor Carlos, de 73 años, quien se convirtió automáticamente en el nuevo monarca bajo el nombre de Carlos III.

Advertisement

Una mujer llora en las puertas del Palacio de Buckingham (REUTERS/Toby Melville)Una mujer llora en las puertas del Palacio de Buckingham (REUTERS/Toby Melville)

Él y Camila, la nueva reina consorte, pasaron la noche en Escocia y regresarán a Londres este viernes, informó el Palacio de Buckingham al tiempo que anunciaba el fallecimiento.

El deterioro de la salud de Isabel II se aceleró en los últimos días. El martes había recibido al primer ministro dimisionario, Boris Johnson, y a su sucesora, Liz Truss, en Balmoral, renunciando por primera vez en su largo mandato a celebrar este acto protocolario en Londres, para evitar un viaje de 800 km.

Dos días después, sus médicos se declararon “preocupados por la salud de su majestad y recomendaron que permanezca bajo vigilancia médica”.

Inmediatamente viajaron hasta Escocia sus hijos y nietos, incluidos el príncipe Harry y su esposa Meghan, que se encontraban en Londres para un acto caritativo, pese a que viven en California desde que en 2020 abandonaron la monarquía británica asestando un duro golpe a la institución.

La muerte de Isabel II fue “una gran conmoción para la nación y para el mundo”, aseguró Truss el jueves en un breve discurso a las puertas de Downing Street, mientras llovían mensajes de condolencias de todo el planeta, desde el presidente estadounidense Joe Biden hasta el ruso Vladimir Putin.

Advertisement
Continue Reading
Advertisement