Connect with us

Política

Gobierno es responsable y cómplice del descontrol migratorio en RD, afirma Abel Martínez

Published

on

El aspirante presidencial por el Partido de la Liberación Dominicana, Abel Martínez afirmó que el gobierno dominicano es el responsable y cómplice del descontrol migratorio que se vive en la República Dominicana.

Según se informó en una nota de prensa, las afirmaciones de Martínez obedecen tras darse a conocer las cifras del Servicio Nacional de Salud (SNS), que reflejan que en los últimos nueve meses, en los hospitales dominicanos se han registrado 32 mil nacimientos de parturientas haitianas.

“Hemos dicho en múltiples ocasiones que este es un Gobierno de medidas mediáticas, que solo se quedan en anuncios para calmar y tratar de bajar el agua que la tienen siempre hasta el cuello, pero deben saber que hay dominicanos que no vamos a bajar la guardia cuando se trata de preservar nuestra identidad, nuestra soberanía ni nuestra dominicanidad”.Abel Martínez

En ese mismo orden, el dirigente político cuestión que en septiembre del 2021, las autoridades anunciaron que solo se estarían atendiendo en los hospitales, a nacionales haitianos que presentaban emergencias médicas “y dijimos en ese momento que todo parto es una emergencia, que donde debían poner controles drásticos es en la frontera y en el negocio que allí se cuece, pero lo único que ha pasado es que cada día la situación es peor”.

“Estamos hablando de 32 mil partos registrados en nueve meses, sin contar los que no se registran por diversas razones, por ejemplo, las que paren en sus casas, en los bateyes que están minados, en las calles, tal como sucede en su país de origen. Los organismos internacionales que aúpan estas situaciones, no pueden estar por encima de nuestra Constitución ni de nuestra soberanía y deben saber que los dominicanos no podemos seguir permitiendo ver cómo languidece cada día nuestra identidad ante una forma de invasión silente que aumenta en nuestras narices”, puntualizó Abel Martínez

Advertisement

Asimismo, el expresidente de la Cámara de Diputados recordó que en el 2012 “decíamos que en 30 o 40 años, la mitad de la población en República Dominicana sería haitiana. El tiempo nos ha dado lastimosamente la razón y con peores perspectivas. Estamos hablando que en unos diez años, si no nos quedamos cortos en la apreciación, estaremos a la par y esto es un tema que va más allá de quienes defienden los derechos humanos”.

“Las haitianas vienen a parir aquí porque en Haití tienen que pagar para ser atendidas, pero una vez que alumbran, no se regresan a su país, siguen de manera ilegal en nuestro territorio, teniendo más hijos, cargando el sistema de salud, aumentando la cantidad de indocumentados que nadie sabe dónde viven, qué hacen, ni cuentan para las famosas estadísticas y reitero, los que estén de forma legal, sin importar el país de procedencia, bienvenidos, pero no podemos hacernos los graciosos con las ONGs que defienden los derechos de los haitianos, en detrimento de nuestra soberanía”.

En virtud de esto criticó la hipocresía y complicidad de las autoridades, que en lugar de impulsar y animar a esas organizaciones y a la comunidad internacional para hacer valer los derechos humanos de los nacionales haitianos en territorio haitiano, pretendan que un país pobre con sus propias deficiencias y necesidades como República Dominicana, cargue sobre sus hombros la solución de otro país.

De igual manera, el aspirante presidencial advirtió que el Gobierno debe estar vigilante y desistir de programas que impulsan algunos sectores, para dotar de documentos dominicanos a trabajadores haitianos, asegurando que para otorgar un carnet o una cédula de extranjero, las leyes establecen claramente cuáles son los procedimientos.

Advertisement

TE PUEDE INTERESAR: